16 dic. 2010

Amor a primera vista y sus secuelas: Un relato precautorio.



Primera parte: Amor a primera vista.

Alguna vez se han enamorado a primera vista? Han tenido esa sensación de que Dios de verdad planeaba algo especial para ustedes al final del camino de desdicha y que el premio a su perseverancia se encuentra a pocos metros, dentro de su rango visual?

Las manos les sudan, la boca se les reseca, sus tripas deciden tomarse unas vacaciones y todo el contenido intestinovegigal se precipita como una locomotora a toda potencia hacia la salida más cercana, haciéndoles dar gracias por tener poder sobre sus esfínteres; además su ritmo cardiaco se acelera como si les hubieran inyectado 4 latas de Red Bull directo al torrente sanguíneo, sus piernas realizan un simulacro de polio y raquitis y repentinamente su cerebro decide que quiere tener una experiencia cercana con el retraso mental.

Sí, el amor a primera vista realmente apesta, y sólo hay dos cosas que apestan más que el amor a primera vista. Horriblemente me ocurrieron estas 3 cosas horribles durante un horriblemente corto periodo de tiempo. Fue horrible. De eso se trata esta historia. Yo sé que mi vida privada les importa un culo de rata y que les da flojera leer tanto, sin embargo esta es una historia que tengo que compartir con ustedes porque odio cuando esto pasa. Ahí estaba yo en mi escuela, atendiendo mis pendientes escolares como de costumbre.



Una ves que terminé mis asuntos, salí al pasillo e inmediatamente frente a mí estaba ella, radiante, hermosa, increíble. Como salida de un sueño. Pese a que acababa de hacer mis asuntos, mis entrañas encontraron el modo de aglomerar algún contenido en mi recto, probablemente un pedo con delirios de grandeza.

La siguiente es una burda descripción, pues no hay palabras que describan su belleza, pero intentaré ayudarlos a formar una imagen mental. Su largo cabello ligeramente ondulado de un color café oscuro, casi negro, como si se tratara del chocolate más suculento que jamás hubiera salido de Suiza; su piel de un tono moreno muy claro, tan tersa que podía sentir su suavidad en los ojos con tan solo recorrerla con la mirada. Sus amplias caderas estaban envueltas por un pantalón de mezclilla azul oscuro que se extendía a lo largo de sus piernas, delineándolas a la perfección hasta llegar a un par de tenis entre grises y azul ligero, intencionalmente descuidados. La parte superior de su cuerpo estaba cubierta por una playera negra con el logo y el nombre de una banda cuyo nombre no recuerdo porque la verdad apestan y tocan de la verga.

 Sus ojos se escondían tras un par de lentes ligeramente morados, transparentes. Después supe que éstos eran del mismo color que su cabello. Y coronando tan monumental belleza estaba su sonrisa… Dios santo, su sonrisa… de dientes perfectamente blancos y alineados, sin espacios entre ellos, como si un escultor los hubiera tallado a partir de una pieza de mármol. Delimitada a ambos extremos por unas mejillas en las que se dibujaban unos dulces hoyuelos cada vez que sonreía.

Tan pronto como me vio dejó de sonreír y convirtió su expresión en una mezcla de horror, sorpresa y asco. Probablemente porque (y no estoy bromeando) esta era exactamente la expresión en mi cara en ese momento.


Entonces noté que se había dado media vuelta y comenzaba a alejarse incómodamente así que decidí dejar de babear y dar el gran paso de inmediato. Era ella, con un demonio, no había más, ella era la mujer que el destino había seleccionado para mí, así que me acerqué lentamente pero con seguridad, estiré la mano y toqué su hombro, ella giró y recuperó la sonrisa (aunque era más bien una sonrisa nerviosa) y entonces pregunté:

“Huuuurrr diiiduuurrr???”, mientras mi cabeza le daba las gracias al retraso mental por tan ilustradora visita.

“Uhm… lo siento, qué?”

“Daaaaah… ejem… uh… Hola! Hola, qué tal? Mi nombre es Ater”

“Ater?”

“Sí, mis papás, ya sabes heheeeeeeeeee… son drogadictos…”

“Oh… ahm… lo… siento?”

“Sí, gracias. En fin… uhm, sabes es la primera  vez que te veo pero siento que eres una persona realmente interesante, me encantaría conocerte”

Y estaba siendo honesto, gente. Esta no era una de esas veces en que uno dice “eres interesante” mientras se imagina a ambos fornicando salvajemente. Sí, mientras decía eso estaba imaginándome frotando mis genitales frenéticamente contra su pierna como perrito, pero lo que mi boca estaba diciendo era completamente honesto.

“De verdad? Gracias! Tú… también luces… interesante…”

-Insertar coro de Halleluja-

“Gracias! Por cierto, cuál es tu nombre?”

“Andrea, encantada de conocerte”

“Oh… tus papás también son drogadictos?”

“Qué? No, por qué?”

“OUH!! ouh… porqueeeeeeeeeeese es el nombre más creativo y hermoso que he escuchado! Y… ya sabes, la marihuana te hace ser creativo y pensar cosas… pero si no son marihuanos, entonces deben ser artistas, qué hermoso nombre”

“Vaya, gracias, que lindas cosas dices… creo. Oye, tengo que irme pero…”

“Ah, en serio? Ehm, bueno… oye, te gustaría salir alguna vez? Ya sabes, para conocernos mejor, lejos del ambiente escolar -corte a una extraña nube verdinegra emanando del baño del que acababa de salir enrareciendo la atmosfera- relajarnos, ir por un café o un helado… o a matar ratas…”

“Ehm… no me gusta matar animales, de hecho adoro la naturaleza, me gusta cuidar el ambiente. Sabes cuántos galones de agua puedes ahorrar si metes una botella llena de agua en el contenedor del inodoro? Es increíble porque en blacientes estudiblablas, se decubriblablablao que durblablablablante BLABLABLABLABLABLABLablablablablablablbla….……………………”

Mientras el tiempo se arrastraba lenta y babosamente como un caracol con síndrome de Down, sólo podía pensar:

Jesus-fuckin’-christ… qué he hecho!


“…a ti te gusta cuidar la naturaleza?”

“No. Digooooooo… no me gusta, me encanta! Amo la naturaleza y… las… cosas de la naturaleza. Sí, me encanta porque es… es… es… natural”

“Lo sé!! No es increíble?! Sabes… aprovechando las vacaciones iré de viaje a la selva para reencontrarme con la madre tierra. Es una especie de viaje espiritual y de descubrimiento, 100% ecológico. Es un viaje exclusivamente entre mis amigos pero… creo que les agradarías. Te gustaría acompañarnos?”

“Vaaaaayaaa… suena increíble” dije exageradamente, sin borrar ni un segundo la forzada sonrisa en mi rostro “Me encantaría, seguro”

“Perfecto! Nos vemos aquí en la entrada de la escuela el sábado como a las 2, te parece?”

“Claro, aquí estaré!”, dije sorprendido de que pudiera mantener una sonrisa falsa durante tanto tiempo.

“Bueno, ahora sí me voy, nos vemos el sábado, te cuidas!”

Mientras se alejaba alegremente de vuelta a su salón de clases, comencé a darme cuenta del infierno que me esperaba, pues la primer situación peor que el amor a primera vista es que ella sea una amante de la naturaleza. Pero qué importaba? Estaría con ella, la mujer que el destino había elegido para mí, en la soledad de la selva, reencontrándonos con la madre naturaleza. Lo que para mí significaba que íbamos a hacerlo como animales. Por horas. Talvez días.

________________________________________________________


Segunda parte: La tragedia y como la afronté como un espartano cabrón.

EXT. ESCUELA. SÁBADO POR LA TARDE.

Como nada interesante o remotamente sexual sucedió en esta parte, pero es necesaria para la narrativa, se inicia un montaje de los 80’s con The Power of Love de Huey Lewis mostrándonos a Andrea y a mí subiendo a un camión de pasajeros, llegando a donde un montón de hipsters en una combi esperaban y finalmente conduciendo por medio país hasta la selva. Mientras la toma se aleja mi cabeza sale por una ventanilla y comienzo a regurgitar por el mareo.

EXT. SELVA.

La música se desvanece.

La combi llegó a las afueras de la selva y un tipejo nos comenzó a saludar desde lejos. El tipo era una mezcla entre Aragorn, hijo de Arathorn, señor de Gondor y un chimpancé.

“Quién es la mezcla de Aragorn, hijo de Arathorn, señor de Gondor y un chimpancé?” Pregunté a Andrea, totalmente ignorante al horror que se aproximaba.

Es mi novio. Se llama Omar”

INT. ESPÍRITU DE ATER COLAPSANDO




EXT. SELVA

Oh… en serio…”, dije, mientras el dolor se apoderaba de todo mi ser, pues esta es la otra situación más horrible que enamorarse a primera vista de una amante de la naturaleza: Que ella tenga novio.

Mientras Andrea corría a los brazos de Omar, me di cuenta de que no podía competir contra las 2 cosas que más aman las mujeres (es decir Aragorn y chimpancés). Dejé escapar una solitaria lágrima en la que atrapé toda mi tristeza y entonces me recompuse como el maldito soldado que soy, decidido a enfrentar la situación como todo hombre lo haría: Dejé de fingir y comencé a ser honesto conmigo mismo. Comencé a comportarme como el hombre que soy. Como un hombre de verdad. Como un hombre con demencia.

“Hola Omar! Lindas manchas de sudor. Eso es lo que está IN en Villa Hipster hoy?” dije mientras hacía un gesto similar a la cara de Clint Eastwood por estar aguantándome las ganas de darle un puñetazo en la cara (que le hubiera dado si no hubiera medido como 2 metros y tuviera la complexión de Marcus Fenix).

“Uhm… Qué? Quién…”

Él es Ater amor, es un amigo de la escuela”

“Sí… un amigo” dije, mientras mi expresión pasaba de El hombre sin nombre, de El bueno, el malo y el feo a Harry el sucio, de Harry el sucio.

“Buenop, terminemos de una vez con esta mierda, vamos”

“Espera, no podemos entrar así nada más al reino de la naturaleza. Debemos respetarla, debemos respetar sus decisiones. Debemos pedirle permiso, si ella nos quiere dentro, nos dejará pasar”

Esta fue mi expresión.

“Bromeas, verdad?”

Antes de que terminara de preguntar, todos estaban de rodillas con las manos extendidas hacia el cielo. No sabía si para ellos o para mí, pero sabía que esta iba a ser una semana muuuuuy larga.

_______________________________________________________

Tercera parte: Las secuelas.

“Esto es increíble Omar, esta selva es increíble, siento cómo me abraza con cada árbol, con este suelo fértil; incluso la escucho susurrándome a través del viento que corre por las hojas”

“WHUUUOOOOSSSSSSHHHH… Omaaaaar eeeeeeeesssssssss uuuuuun idiooooooootaaaaaaaa. WIIIIISSSSSSHHHHHH… Veeeeee por Aaaaateeeeeer. Revueeeeeeeeelquenseeeeeee como pueeeeeeeercos mieeeentraaaaaas a Omaaaaaar looooooo vioooola uuuuun jaguaaaaaaaar FUOOOOOOSSHHHH…”

“Uhm… Andrea? Creo que tu amigo está trepado en ese árbol...”

“Lo veeeeeessss??? FIUUUUUUUSHHHH… Ni siquieeeeeeera reconoooooooce a la naaaaaaaturaleeeeeeza cuand…”

Entonces un mono araña me saltó a la cara y me tiró de la rama, arruinando mi excelente y extremadamente sutil idea.

_____________________________________________________


A la mañana siguiente Omar estaba haciendo el desayuno mientras todos se estiraban y desperezaban a su alrededor. De pronto un extraño aroma comenzó a invadir el campamento. Omar comenzó a olfatear y dijo:

 “Qué chingados es eso? Soy sólo yo o todos lo huelen?”

“Yo también lo huelo… hay zorrillos por aquí?”

“No, no los hay, y yo he olido zorrillos, esto es peor…”, dijo Marcela, la amiga presumida de Andrea.

“BUEEEENOS DÍAS GENTE!! Es una mañana hermosa no creen?”


“Dios santo Ater!! Estás… qué carajos sucedió? Estás cubierto de… excremento”

“Así es, Pedro. Este lugar está repleto de mosquitos y sanguijuelas y murciélagos, pero una vez vi en un programa de supervivencia que si te untas tu propia caca en todo el cuerpo las sabandijas se alejan!”

“Tenemos repelente en crema…” dijo estúpidamente el estúpido de Pedro.

“Repelente?? Qué clase de amante de la naturaleza eres, retazo de hipster de porquería? Me das asco” dije, mientras agitaba la mano en su dirección salpicándolo de caca “Además, usé todo el repelente en ese hormiguero de allá. Sabían que la hormigas no pueden respirar en el repelente?”

“Qué chingados? Por qué mierda hiciste eso!!” ladró Marcela, en otro de sus arranques de presunción.

“Cállate! Gracias a mí todos podemos disfrutar cubriéndonos de heces. Sé que no todos vamos al baño tan continua ni tan fluidamente, por fortuna encontré a un hipopótamo con diarrea a un par de kilómetros anoche y… Oh! Tocino!”

Extendí la mano y tome un puñado de barritas de tocino, un sammich de pollo y un trozo de brócoli mientras el grupo miraba horrorizado.

“Oh… caray, lo siento… qué modales los míos. Quieren? Tengan” comencé a repartir el tocino entre mis nuevos amigos “Ten Pedro, ten Marcela, ten Adrián, Ten Luis, ten Andrea y ten Omar. Coman! Se está enfriando!”

Repentinamente se dieron cuenta de que para ser un verdadero amante de la naturaleza no podían comer carne, así que nadie tocó su tocino. Por qué nadie tocó el brócoli es algo que aún me evade.

“-Omnomnom- Sabes Omar? –Nomnom- Tenía un concepto negativo de ti. Estaba molesto, celoso, ya sabes, pero después de probar este delicioso desayuno, puedo decir que eres una excelente persona. VEN AQUÍ ABRAZAME COMPAÑERO!!

“Ehm… aprecio el gesto pero… está… bien así. Compañero”

“Nada de eso, si la mosca no va a la pila de mierda, la pila de mierda irá a la mosca!! ABRAZÓ!!!”

“CARAJO, NO! ALEJATE DE MÍ, NOOO, NOOOOOO!!! AAAAGHHH!!!”

_____________________________________________________



Estaba vagando en medio de la selva con Luis, caminando como si nada.

“Entonces, qué se siente llamarse Luis?”

“Por ultima vez, lárgate! Me alejé del campamento para no estar cerca de ti”

“Debe ser increíble llamarse Luis no? Escribir la L y luego la u…”

“Si no te salta otro mono araña en la cara justo ahora, yo mismo te lo voy a arrojar…”

“…luego la i y al final la s. Mira! Hongos! Vamos a comerlos!

“Espera! Estás loco? No los toques! Pueden ser venenosos!”

“Venenosos huh? Tengo una mejor idea… te apuesto $20 a que te mato con un hongo venenoso en menos de 48 horas”

“Qué? Eso es horrible!”

“Está bien, está bien. Que sean $500, pero sólo porque entiendo que usas esa ropa porque eres miserable y necesitas el dinero”

“Dónde están los monos araña cuando uno los necesita? Mira… eres una persona horrible y aquí no hay hongos mortales. A lo mucho me provocarías un malviaje y una fiebre por un par de horas, así que ya olvídalo. Estoy seguro de que no encontrarás un hongo mortal.”

Mientras Luis se alejaba, sólo podía pensar en una cosa.


_______________________________________________________


Era de noche, la mayoría el grupo dormía en sus tiendas de campaña en el campamento mientras yo me recostaba en una litera que había hecho a varios metros gracias a que todos los días veo A Prueba de Todo y soy como Bear Grylls. Omar estaba sentado junto a un río cercano, cuando de pronto se acercó a Andrea y comenzó a susurrar.

“Andrea! Mira!”

“Qué pasa Omar?”

“Shhh… despacio. Mira lo que encontré, es una polilla Atlas”


“Wow, es hermosa… creí que sólo había de estas en Asia”

“Es correcto… debe haber emigrado o alguien la trajo. Como sea es un milagro que sobreviva aquí. Dejémosla ir, vivirá tranquila”, dijo Omar mientras gentilmente arrojaba la polilla al aire.

Mientras la polilla Atlas se alejaba volando pesada pero fluidamente, Andrea dijo extasiada “Mírala, es majestuosa”

“Así es, es impresionante”

“No lo puedo creer… creo que voy a llorar!”

“La madre naturaleza nos ha obsequiado esta visión única, nos ha aceptado como uno más de sus hijos y…”

“AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH!!!!!! MADRE DE DIOS, QUÉ ES ESO??? MATENLA!! MATENLAAA!!!”

“…dime que no voló hacia Ater…”

“FFFFFFFFFFFFFFFFFFFSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS!!!!!!!!” decía mi insecticida mientras mi matamoscas respondía “JUAP! JUAP!”. Una vez más mi insecticida dijo “FSSSSSS! FSSSS! FSSSSSSSS!” y al mismo tiempo mi matamoscas decía “JUAP! JUAP!....... JUAPJUAPJUAP!!”

“Santa mierda!!! Alguien sabía que hay harpías demoníacas en esta selva??!!”

Andrea y Omar llegaron corriendo hasta donde estaba, de inmediato abracé a Andrea para protegerla en caso de que más harpías llegaran en ayuda de su hermana caída.

“Tranquila, ya estás a salvo, puedes besarme para agradecer por mi valentía cuando quieras”

“No lo puedo creer… creo que voy a vomitar!”

Andrea salió corriendo tapándose la boca. Omar sólo estaba ahí, mirando en completo horror la porquería esa retorciéndose en el suelo, seguramente pasmado por mi despliegue de hombría.

“FFFFFSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSssssssssssssssssddddd…………..……” dijo por última vez mi insecticida mientras se terminaba sobre la cosa esa.


________________________________________________________


Dos días después Luis amaneció misteriosamente muerto, sin evidencias de qué lo había matado.

"Debió ser una araña o una serpiente... pobre Luis" dijo Marcela, presumiendo como siempre.

"Claro, una araña o una serpiente, por qué no" respondí mientras tiraba al río la crema de "champiñones"  que le había preparado a Luis como cena.

Luis tenía espuma en la boca, las extremidades rígidas, los ojos desorbitados y $500 menos en la  cartera.

______________________________________________________

Cuarta parte: En donde lamí un sapo alucinógeno y cometí actos innarrables, por lo que no se pueden narrar.

Lo único que recuerdo es a este tipo diciendo
“Lámeme Ater! Vuélvete uno con la naturaleza!”

Quinta parte: Conclusiones.

Mientras los forenses analizaban los cadáveres de nuestros compañeros
-inexplicablemente asesinados en trampas similares a las del Vietcong-, especialmente el de Marcela que estaba horriblemente desfigurado y desmembrado y tenía una nota clavada con una tachuela en la cabeza que decía “PRESUME AHORA!”, Andrea, Omar y yo éramos transportados de vuelta a la civilización en el helicóptero de rescate.

“Vaya, ese fue un viaje increíble. Deberíamos repetirlo, no creen?”

“Los gritos… Dios, los gritos…” me dijo Omar en posición fetal, claramente entusiasmado por la idea.

“Entonces, Andrea… qué harás el próximo fin de semana?” le pregunté, y tras un par de segundos de incómodo silencio, me dijo:

“AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH!!!” y saltó del helicóptero.

Conclusión: Si muestro interés emocional en ustedes, no se les ocurra ser amantes de la naturaleza o tener novio y rechazarme, evítenme la pena de sufrir las secuelas de tan traumático evento. Saben lo difícil y doloroso que es reponerse de cubrirse de excremento, asesinar a todos sus amigos y verlas suicidarse? Dios, qué egoístas son, yo sólo quiero entregarle mi corazón a alguien especial y me hacen esto.

Ater Cacrena es experto en cultura del Internet porque no tiene vida social, lo que significa que está disponible y morbosamente obeso señoritas! Para obtener una cita contáctelo en su Facebook y en su Twitter. NO FAT CHICKS.

11 comentarios:

  1. está buenísimo chavo. lo mejor que he leido aqui desde que dejé temporalmente de publicar hahahahahahahahahahahahaha (hablo en serio)....

    ResponderEliminar
  2. muy bueno muy bueno jajajajajaja.... y con esto confirmamos una vez mas ... lo genial, demente y creativo que escribe ater jajaja...Saluditos muuuuua.... Sandra

    ResponderEliminar
  3. "debe ser genial llamarse Luis"....LOL, cabron, LOL!

    Pero te faltó este video cuando dice que tiene novio:

    http://www.youtube.com/watch?v=NLLelI-k-EY

    ResponderEliminar
  4. jajajajaja que mala suerte Ater, suerte para la próxima! cuando quieras con alguien nuevamente imprimeles tu artículo y lo pensarán dos veces antes de decirte que tienen novio jajajaja

    ResponderEliminar
  5. pero que buena mierda, sale de todo lo convencional, siguele bro, te rifaste

    ResponderEliminar
  6. Excelente relato. Ahora tengo energías para comenzar el día y, por fin, enamorarme. xD

    ResponderEliminar
  7. Gracias a todos, qué bueno que les late y lo más importante, qué bueno que mis malas experiencias los animan a enamorarse haha. Pasenla chido y compartan los artículos para que más gente se enamore!!

    ResponderEliminar
  8. No hay duda Carlos, ya eres un escritor!! Tu relato, con toques de veracidad y una gran imaginación, en donde combinas lo lúdico con la fantasía, es realmente cautivante.
    En cuanto a los efectos físicos y emocionales que desencadena el amor a primera vista... Auch!! No es que dude de su existencia, pero... asi como lo describes, preferiria no sentirlo, o sea que paso!! Qué sensación tan desagradable me transmitiste!! Uffff, elijo sentir amor y ser correspondida, soy de la idea que si no es reciproco, termina por desvanecerce hasta desaparecer por completo. Bueno, cada quien no?? Saludos!

    P.D. La carra del perro es tan chistosa, que la veo y muero de risa, jajajajaja.

    ResponderEliminar
  9. Jajajaja triste Ater, me encantó.... me mataste de la risa... sólo q m atemiraza un poco el nombre de tu protagonista :S jajajajaja


    Andrea..

    ResponderEliminar
  10. Puedes ir por la vida sin preocupaciones, se trata de otra Andrea... a menos que seas esa otra Andrea... en cuyo caso sí, deberías tener miedo... eres esa Andrea o la otra Andrea?

    ResponderEliminar
  11. sumamente gracioso, esta muy funny jajaaja es casi psicodelico, aunqe yo tiendo a creerme todo, esta historia no me la crei 8--) esta super chilo y el final esta super mamon jaja, lo ame wei es un relato increible

    ResponderEliminar